Archivo Julio, 2008

Programa de fiestas Maria Pita 2008

En nuestra página de especular y recoger fondos para ir de cañas, ya podeis leer el Programa de festas Maria Pita 2008.

Y además iremos subiendo algunas fotillos, cuando se nos pasen las fiestas, claro! Ahora estamos demasiado ocupados.

No hay Comentarios

Te estamos mirando

Hoy me he perdido navegando por ahí, y llegué a un blog con carteles curiosos tomados de esta página. Me he reído un rato, por ejemplo con este:

Plaza George Orwell, zona videovigilada. Pobre George.

1 Comentario

Virxilio Vieitez

Hace unos días falleció el fotografo gallego Virxilio Vieitez.

De sus fotos dejo esta muestra como recuerdo. La primera la elegí por la pose de las mujeres y el carácter de estas que desborda el retrato. Y esas plantas en medio del monte? A dónde las llevaban? A un entierro, a una boda, a una procesión? O es que volvían de una romería?

virxilio_11.jpg

La segunda foto tiene un nosequé de ternura, de nostalgia. Será por la radio? Y qué me decís de la pared sin lucir de la casa y las losas de piedra del suelo?

Yo me quedo con todo estas fotos  y el arte pop os lo podeis meter onde os quepa….

virxilio_12.jpg

Más sobre el autor en:

Viéitez, un fotógrafo genial, extraño y solo

Galería cefvigo

Virxilio Vieitez

No hay Comentarios

La crisis no es el problema

La crisis es un síntoma

2 Comentarios

Una clase mas

fuentealba.jpgEn Neuquén, Argentina, han condenado a prisión perpetua al policía que asesinó al maestro Carlos Fuentealba durante una manifestación.

Le disparó una granada de humo directo en la cabeza, en la nuca, desde menos de diez metros, y estando el maestro sentado en el asiento trasero de un coche, cuando la manifestación se estaba desconcentrando.

Es bueno saber que la justicia, de vez en cuando, actúa. Pero que no se queden ahí, porque descargar culpas en un cabo es lo mas fácil, y no sea cosa que se vayan de rositas los verdaderos responsables de la represión. Empezando con el gobernador, que declara sólo como testigo y le echa toda la culpa a la policía, porque el no sabia nada. Culpable entonces, por no saber nada. Ahora resulta que las órdenes de reprimir las manda el espíritu santo.

1 Comentario

A %d blogueros les gusta esto: