El fantástico Dr. No y los idiomas nacionales


Leo en La Opinión que Chaves ha propuesto que se pueda estudiar gallego, catalán y euskera en las escuelas de idiomas y universidades de Andalucía.

La verdad, que en un lugar donde se estudia idiomas, se enseñe un idioma, me parece lo más normal. Algo innecesario me resulta que se trate de una propuesta política, porque es algo que no debería tener discusión (aunque, con la que se ha liado con “educación cívica”, materia que en mi época estudiantil me resultó de lo mas natural , e incluso útil, no sé de qué me sorprendo).

En realidad esto no da ni para un post, pero para salvarnos del tedio ha llegado el fantástico Dr. No (que es el nombre de batalla del señor Rajoy), a decir que esto no puede ser, que lo importante es estudiar ingles, que es una “insensatez” que se enseñen otros idiomas en una escuela de idiomas, que es algo “ilógico”. Por supuesto que se enseña inglés en la escuela de idiomas, a nadie se le ha ocurrido prohibirlo; también frances, italiano, chino… Que se enseñe un idioma nacional en una escuela oficial de idiomas que da titulaciones nacionales suena a perogrullo. Quien no quiera que se enseñen ahí, quizás debería estar de acuerdo con que se enseñen, de forma obligatoria, en las escuelas.

No me sorprende para nada, es la verdad. Lo único que es capaz de decir el Dr. No es que los jovenes tienen que ser formados en ingles y en nuevas tecnologias para ser competitivos, que es la forma que tienen de decir que la escuela tiene que servir para formar buenos empleados, que hay que dibujarles con fuerza la huella de la bota en la espalda, para que el pié del sistema encaje bien cuando sean adultos*.

También ha vuelto sobre la estupidez de que “España es el único país del mundo donde los padres no pueden elegir el modelo de educación que quieren para sus hijos y en muchos casos los niños estudian en un idioma que a lo mejor no quieren”. Algo absolutamente falso que no se si es fruto del engaño o de la ignorancia, porque en cualquier país que se crea justo se enseña un plan de estudios a todos los jóvenes, y debe ser lo mismo para niños y niñas, ricos y pobres. En cambio estos adalides de la libertad quieren formar a los jóvenes ricos como dirigentes y a los pobres como obreros. Como corresponde en su cerrado y oligárquico concepto de sociedad.

*Recuerdo haber visto esta idea en un fantástico corto de animación que vi hace muchos años, en el programa “Caloi en su tinta”.

  1. #1 by Extrujado on 5/02/2008 - 13:02

    La propuesta de Chávez parece más una boutade y un sarcasmo que sólo hace el juego a Ciutadans, Ibarra y cía, y a todo el PP. Cito: Aunque el candidato de IU, Diego Valderas, no critica la idea de facilitar el aprendizaje de los idiomas, sí considera un «sarcasmo» los términos con los que Chaves arropa la propuesta para que los andaluces tengan facilidad de trabajo en las comunidades donde se habla dichas lenguas. Para Valderas, lo que Chaves debe hacer es crear más empleo en Andalucía.

  2. #2 by pereyra on 5/02/2008 - 15:17

    No lo dudo. Como dije, creo que incluir los idiomas oficiales de españa dentro de la oferta educativa de una escuela de idiomas me parece completamente normal. No entiendo ni siquiera que sea una propuesta política. Ni siquiera entiendo por qué no se vienen enseñando desde mucho antes.
    Supongamos que se incluye en la oferta de idiomas el chino cantonés, y no solo el chino mandarín. ¿Alguien tendría alguna objeción? ni siquiera los mandarines.
    ¿Que los argumentos que esgrime Chaves son oportunistas? Seguramente, sino semejante cosa no sería parte de un programa político, habría sido una decisión de la consejería de educación de Andalucía, que posiblemente no habría levantado ningún revuelo. Por eso estoy de acuerdo con el argumento de Valderas.
    La reacción de los secuaces del pp, en cambio, es oportunista hasta la náusea. Según Arenas «pone en riesgo la igualdad de derechos» ¿de derechos de quien? Si no quiere estudiar gallego, que no estudie. Se enseña catalán en la comunidad de Madrid ¿no se opone a eso?
    Como políticos son patéticos. Han suspendido en diplomacia y en diálogo, en civismo y en democracia.

(No será publicado)


A %d blogueros les gusta esto: